Regálate la experiencia del majestuoso Gran Cañón

by Destinations Royal Holiday
Gran Cañón, Colorado

Gran Cañón, Colorado

¿Estás considerando sumarte a los casi 5 millones de visitantes que visitan anualmente el majestuoso Gran Cañón? Si piensas viajar a Las Vegas, podrías destinar algunas horas, un día o incluso varios días para conocer este espectacular monumento geológico.

¿Qué hacer?

Si para empezar sólo quieres satisfacer un poco tu curiosidad, existen varios operadores de recorridos en avión desde las Vegas para admirar la incomparable belleza del Gran Cañón desde las alturas en cuestión de pocas horas. Si dispones de un día para conocerlo, también se ofrecen vuelos de Las Vegas hasta el Gran Cañón con opciones después del aterrizaje como caminatas guiadas, recorridos en autobús con paradas en los puntos más espectaculares o descenso por el río Colorado en balsa. Por último, si deseas combinar tu viaje a Las Vegas con unos días rodeado de belleza natural, puedes ampliar tu experiencia del cañón al reservar por adelantado un espacio para tu tienda de campaña en el campamento “Mather” en el borde sur del cañón y hacer uso del cómodo servicio de autobuses gratuitos en el parque con parada en el campamento. El servicio te permite conocer todos los puntos de interés en este lado del Gran Cañón, incluida el área de restaurantes, en 3 rutas distintas de autobuses que pasan cada 10 o 15 minutos. Además, gracias a los recorridos de audio para teléfonos celulares disponibles para descargar en los sitios más populares en todo el parque, se puede acceder a información sobre geología, historia y más, en segmentos de dos minutos.

La belleza del Gran Cañón

90% de los visitantes al Gran Cañón, acceden a él desde borde del sur en Arizona para admirar sus espectaculares vistas hacia la profunda quebrada interior por donde fluye el río Colorado. Los madrugadores que acampan en la zona pueden contemplar el inigualable amanecer desde estos icónicos puntos y comprobar como los muchos millones de pies que se han posado con cautela al borde de los miradores han pulido la roca en algunas partes. A diferencia de estos puntos de alta densidad humana, más de 1904 kilómetros cuadrados del parque se mantienen como áreas silvestres donde se puede apreciar al cañón, no sólo como monumento vivo de las edades del planeta, sino también como hábitat de una multiplicidad de especies vegetales y animales. Lo que también significa que en el borde sur puedes evitar a las multitudes si es lo que buscas, al elegir senderos en lugar de puntos de vista famosos de fácil acceso en automóvil. Aunque, eso sí, admirar el cañón sin despertar la curiosidad por la geología es virtualmente imposible. Solamente en la parte inferior, ¡la roca se remonta a 1800 millones de años!

El origen del Gran Cañón

No se sabe exactamente cómo se formó el cañón, pero los geólogos en general concuerdan en que la mayor parte del corte se produjo hace aproximadamente cinco millones de años. Las teorías más aceptadas aseguran que pudo haber sido creado por el río Colorado, cuyo cauce erosionó el terreno durante millones de años. Para el momento de la llegada de los europeos en el siglo XVI, varias naciones ya se habían asentado dentro de lo que hoy se conoce como el Gran Cañón: los Hualapai quienes actualmente habitan una zona de 160 km a lo largo del lado sur de pinos del Gran Cañón, los Havasupai quienes han habitado el área cerca de la catarata desde el comienzo del siglo XIII, los Paiutes sureños que viven en lo que hoy es el sur de Utah y norte de Arizona y los Navajo o Diné, que viven en una amplia zona que se extiende desde los Picos de San Francisco hacia este hasta el punto de intersección de Arizona, Colorado, Nuevo México y Utah.

Algunos datos

En el Gran Cañón se respira uno de los aires más limpios en Estados Unidos, con una visibilidad en los días claros de 90 a 110 kilómetros. Para que te des una idea de qué proporción representa este nivel de visibilidad, el Gran Cañón mide 446 kilómetros de largo, hasta 29 kilómetros de ancho y alcanza una profundidad de más de 1800 metros. El borde sur, del lado de Arizona, está abierto todo el año, cuenta con alquiler de bicicletas e incluye la histórica Grand Canyon Village, el camino Hermit Road y la carretera Desert View. El borde norte, del lado de Utah, es mucho menos accesible debido a su ubicación remota, y sólo está abierto al público del 15 de mayo al 15 de octubre.

 

Por último

No cabe duda que El Gran Cañón es una belleza natural que deberías visitar al menos una vez en la vida. El Parque Nacional Gran Cañón recibe cada año aproximadamente 4.5 millones de visitantes, mismos que se deleitan con la inmensidad de este lugar y la vista espectacular que ofrece. Ya sea por tu parte o contratando un guía, un recorrido por esta monumental estructura geológica es una experiencia que te dejará con el mejor sabor de boca.

You may also like