5 rincones inexplorados de Europa

by Destinations Royal Holiday

París, Madrid, Londres, son sin duda las ciudades que primero se nos vienen a la mente cuando nos referimos a Europa, pero en esta ocasión hemos querido traerles un conteo de aquellos parajes europeos que poco se nombran en las guías turísticas y que traen consigo grandes sorpresas para los viajeros que quieren siempre conocer destinos nuevos y fascinantes.

Nördlinger (Baviera, Alemania)

¡Un pueblo dentro de un cráter!, definitivamente hay que verlo para creerlo y es que esta población fue construida en la Alemania medieval en medio de un cráter originado por el impacto de un meteorito hace más de 15 millones de años (25 kilómetros de diámetro y entre 100 y 150 metros de profundidad).

El impacto del meteorito que dio lugar al cráter donde se edificó esta villa originaron toneladas de diamantes aprisionados en rocas que se usaron para construir sus edificios, es decir que muchas de esas construcciones medievales de Nördlinger tiene millones de fragmentos de diamantes, otra curiosidad de esta población poco conocida de Europa.

Parece un lugar detenido en el tiempo al conservar en sus edificaciones una apariencia medieval que se resiste al paso de los años. Está completamente rodeada por una muralla que se puede recorrer completa lo que la hace única en su país.

San Gimignano (Italia)

Imagen cortesía de Antonio Cinotti en Flickr.com

Imagen cortesía de Antonio Cinotti en Flickr.com

Sobre lo alto de las colinas de la Toscana italiana se erige con un imponente aire medieval el poblado de San Gimignano. Su atractivo turístico son sus torres que fueron edificados en la época medieval, se dice que las familias más adineradas de San Gimignano competían entre ellas para construir la más alta.

La estratégica ubicación de este poblado le otorga una de las vistas más espectaculares de la Toscana. Contemplar un atardecer desde una de sus torres y edificios históricos es una experiencia que debe ser vivida. Fue declarado Patrimonio mundial de la humanidad declarado por la UNESCO por su arquitectura.

Infaltables para visitar en este pueblito italiano las Torres de San Gimignano, Los frescos del Duomo, el Palacio del Popolo o Museo Cívico, el Museo Arqueológico, el Museo de Arte Sacro, la Iglesia de San Agustín, La Rocca (los restos de una fortaleza del siglo XIV y la Fuente medieval.

Hallstatt (Austria)

Como si se tratara de un escenario de cuentos de hadas está la mágica población de Hallstatt ubicada en las montañas a las orillas del lago Hallstätter See. Esta población perfectamente podría ser una comarca en alguno de los legendarias historias de los hermanos Grimm.

Imagen cortesía dephotongatherer en Flickr.com

Imagen cortesía dephotongatherer en Flickr.com

Una caminata a través de la calle Seestrasse hacia el casco antiguo de la ciudad puede convertirse en un plan encantador al ver su hermosa arquitectura y los detalles en cada una de las casas adornadas con flores.

Las minas de sal de Salzelten son uno de los atractivos turísticos de esta zona, se puede llegar a estas desde Hallstatt tomando un teleférico. Esta experiencia te abrirá los ojos a otro mundo en la profundidades de la tierra para descubrir un espectacular lago subterráneo, galerías prehistóricas y la atracción principal, el “Hombre conservado en sal”, un milenario esqueleto de un antiguo y desafortunado minero del 1100 a.C que fue hallado en 1734 y está perfectamente conservado por la acción de la sal de gema.

Castellfollit de la Roca (España)

En definitiva no es destino para las personas que sufren de vértigo, esta pintoresca población de Cataluña, entre los ríos Fluviá y Torronel, con menos de 1 km de superficie está situada en un risco de más de 50 metros de altura, ¡de infarto!

Una de las leyendas que se tiene sobre el origen de su nombre es que se debe a la apariencia de fortaleza impenetrable que da la pared de piedra basáltica como si fueran hojas alargadas. Su traducción al español sería algo como “castillo de follaje”.

Para apreciar la privilegiada panorámica que ofrece esta población hay que visitar la iglesia de Sant Salvador y el campanario de Sant Roc. Otro de sus atractivos son sus entornos naturales los que se pueden observar al hacer una excursión hasta el Santuario de Cox con un gran valor paisajístico.

Monte Saint Michel, Francia

Nos recuerda un lugar mágico en particular, quizá esta comuna francesa en el departamento de la Mancha sirvió de inspiración para el castillo de Disney o su parecido es demasiada coincidencia.

Debido a las apariciones de San Miguel Arcángel el obispo Avranches, Saint Aubert, construyó en el año 708 la primera iglesia y en años posterior y por petición del duque  de Normandía la comunidad de los benedictinos continúa construyendo y embelleciendo la abadía que da nombre al monte.

La abadía fue construida sobre el antes llamado monte Tumba en una isla rocosa en una bahía en la desembocadura del río Couesnon al océano Atlántico. No siempre el Monte Saint Michel estuvo separado del continente, la historia cuenta que en el año 709 ocurrió un gran cataclismo que hizo que el mar entrara y aislara el monte.

 

You may also like